LOGO BN SALUD 600X600
LOGO BN SALUD 600X600
Día Mundial Sin Tabaco: una oportunidad para proteger la salud y el medioambiente

La instancia permite reforzar el llamado a tomar conciencia acerca de sus terribles consecuencias.  

Según datos de la OMS, el tabaco mata cada año a más de 8 millones de personas y está directamente relacionado con la aparición de más de 30 enfermedades, de las cuales 10 son diferentes tipos de cáncer y de más del 50% de las enfermedades cardiovasculares, además de ser directamente responsable del 90% de las muertes por cáncer de pulmón. 

El Día Mundial Sin Tabaco es una oportunidad para disuadir a quienes viven con tabaquismo y concientizar sobre los efectos nocivos y letales del consumo y la exposición al humo de tabaco, contribuyendo a proteger a las generaciones presentes y futuras no solo de las devastadoras consecuencias del tabaco para la salud, sino también de los efectos sociales, ambientales y económicos que se derivan de su consumo. 

Este año, la campaña de la Organización Mundial de la Salud lleva por lema “El tabaco envenena el planeta”, destacando no sólo las terribles consecuencias sobre la salud, sino también los estragos que causa en el medioambiente como uno de los mayores agentes contaminantes, especialmente por el perjuicio que ocasionan las colillas, las sustancias tóxicas no biodegradables y el impacto de la industria tabacalera sobre los ecosistemas. En este sentido, Chile ha avanzado con leyes emblemáticas para desincentivar su consumo, como la ley “Chao colillas” que restringe los lugares en los que se puede fumar en costas, ríos y lagos. 

Las iniciativas de prevención y los diversos programas para abandonar el tabaquismo buscan enfatizar el riesgo que este representa para el desarrollo de distintas enfermedades crónicas no trasmisibles, como las cardiovasculares, respiratorias, el cáncer y la diabetes, entre otras, además de determinar gran parte de las muertes prematuras y la discapacidad. 

Estos riesgos afectan también a quienes viven cerca de un fumador, especialmente niños, niñas, niñes y adolescentes, quienes al estar expuestos al humo ajeno podrían de igual manera desarrollar alguna enfermedad o incluso el hábito tabáquico. 

Los especialistas destacan algunos consejos que pueden ayudar a dejar de fumar: 

  • Comenzar por dejar de fumar en el hogar y auto. 
  • Fijar una fecha concreta para iniciar este proceso. 
  • Compartir esta decisión con la familia y afectos, así pueden sumar apoyo. 
  • Evitar exponerse al humo de tabaco ajeno. 
  • Limpiar la casa de ceniceros y elementos relacionados con el hábito de fumar. 

Asimismo, proponen algunas actividades que pueden disuadir el deseo de fumar cuando se presenta, como escuchar música, hacer actividad física, tomar un vaso de agua, leer, practicar respiraciones de manera profunda. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.